“La verdadera alegría es Dios mismo en el corazón del hombre”


Vallejo, CDMX. 18/junio/2017. Recordar es volver a vivir y en este día, la iglesia de este lugar volvió a vivir el inmenso gozó del día 14, al ver la retransmisión de la presentación del Excelentísimo Apóstol de Jesucristo Naasón Joaquín García en la Arena Ciudad de México, donde se dieron cita las iglesias de la Ciudad y Estado de México como cierre de esta 10ª Etapa de su Gira Universal, de la cual fue testigo por gracia de Dios.

La iglesia se reunió y durante el servicio de alabanzas, con grande alegría contempló como fue que se vio ante los ojos del mundo durante la presentación, además de volver a escuchar el consejo que el Apóstol de Jesucristo impartiera ese día a la iglesia universal esparcida por el mundo.

La felicidad en la iglesia de Dios fue el tema que el Elegido de Dios desarrolló, explicando que esta felicidad la da Dios, que su origen es santo y que es eterna muy diferente a la del mundo la cual es efímera, dura un instante mientras se vive ese momento que provoca tal felicidad y luego desaparece, convirtiéndose solo en entretenimiento, pero la felicidad que viene de Dios perdura para siempre sin importar la situación que se esté viviendo.

Asimismo, compartió un momento de gran alegría ya que en ese día Dios le concedía cumplir 25 años de feliz matrimonio a lado de nuestra Hna. Alma Zamora e hizo partícipe a la iglesia de esta dicha al invitarla a hacer una oración de acción de gracias, junto con su familia por esta bendición. “La verdadera alegría es Dios mismo en el corazón del hombre” fue la afirmación hecha por el Embajador del Reino de los Cielos, la cual sirve como una invitación para todo aquel que no encuentra paz, tranquilidad ni felicidad en su vida, la pueda encontrar en la iglesia del Dios Vivo columna y Apoyo de la Verdad La Luz del Mundo, donde Dios suple todo anhelo y necesidad.

Al término de su presentación, se despidió con la promesa de que muy pronto regresaría para ver la manera en que Dios ha multiplicado a la iglesia en estos estados. Que Dios guarde y bendiga a su santo Ungido y le conceda muchos triunfos más, pues esto sólo es el comienzo de esta hermosa historia y nosotros queremos ser parte de ella ¡Hasta nuestro último aliento!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *